La atleta paralímpica Gema Hassen-Bey intentará alcanzar en silla de ruedas la cima del Kilimanjaro (Tanzania), el monte más alto de África (5.895 metros), en una iniciativa que quiere financiar con micromecenazgo (“crowdfunding”) y en la que inicialmente participará un grupo de quince personas.

El proyecto “Cumbre Bey” pretende conseguir diferentes avances sociales y tecnológicos para personas con movilidad reducida y se desarrollará por un equipo multidisciplinar de profesionales que aportarán su experiencia en aspectos como preparación deportiva y técnica de montaña, tecnología, biomecánica, salud, alimentación, psicología y comunicación y gestión.

“Ahora somos quince las personas involucradas en el proyecto, pero yo quiero que lleguemos a ser quince millones. Además, para poder costear los gastos que genere se va a crear una red de crowdfunding. Siguiendo mi filosofía -si te mueves tú el mundo se mueve contigo-, deseo que este desafío pueda mejorar la vida de muchas personas”, dijo la atleta.

Hassen-Bey, que ha participado en cinco Juegos Paralímpicos, fundó la asociación “Bey proAction” desde la que promueve los valores del deporte en el ámbito de la comunicación, la educación y las manifestaciones artístico-deportivas y comunicará los detalles de su nuevo reto desde la plataforma digital www.diverscity.es, que anunció la iniciativa.